La edad, no siempre importa, o no debería importar, a la hora de acceder a un puesto de trabajo y algunos límites están basados en ideas discriminatorias. Estas ideas dificultan o inhabilitan a las mujeres en edad madura el acceso al trabajo y las convierte en un grupo que cuando no es excluido del mercado laboral, accede a los trabajos más precarios o padece un desempleo intermitente etc, afectando a su subsistencia económica, a su calidad de vida y a las bases de sus relaciones socio-familiares.

FILOSOFÍA AMAVI

532

Descarga PDF